La vida es un juego

La vida es un juego, y los juegos, juegos son. Por eso puedo escribir los versos más tristes esta noche. Porque era el mejor de los tiempos. Porque era el peor de los tiempos. Era un día luminoso y frío de abril y los relojes daban las trece. Un viejo pescaba solo en un bote en la corriente del Golfo y llevaba 84 días sin pescar. El día que lo iban a matar, Santiago Nasar se levantó a las 5.30. No era el más honesto ni el más piadoso, pero era un hombre valiente. Las cosas podían haber sucedido de cualquier otra manera y, sin embargo, sucedieron así.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: